Curso Octavio de la Mata, A Coruña 2018

Sin relajación no hay Aikido.

Es curiosa esta afirmación que nos transmite el maestro Octavio, ya que podemos tener la idea preconcebida que para la realización de un arte marcial necesitamos tensión o tensionar los músculos para la realización de una técnica. Este principio el de la relajación es de vital importancia en Aikido.

En Aikido tenemos que relajar la musculación para una correcta transmisión de la energía desde nuestras caderas, lo contrario provocaría bloquear dicha transmisión.

Necesitamos:

  • Hombros relajados
  • Espalda recta
  • Completa linealidad de nuestro cuerpo

Esta relajación es importante realizar movimientos fluidos con flexibilidad y cuanto más flexibilidad más efectiva va a ser nuestra técnica.

Atemi, tsuki o puñetazo.

El maestro Octavio  nos propone un  atemi en el que concentramos toda la energía de nuestro cuerpo en movimiento en nuestro puño para provocar un desplazamiento del adversario más  que un golpe, este acción va acompañada con nuestra respiración, exhalando en el momento de realizar el contacto .

 

Para saber más sobre el uso del atemi en Aikido

Estrategia frente ataque Yokomen uchi.

Frente a este ataque nos propone tres alternativas:

  1. Entrar en el momento de realizar el ataque.
  2. Absorber el movimiento de ataque mediante un desplazamiento de todo el cuerpo.
  3. absorber el ataque mediante un  movimiento de caderas.
Ataque en Yokomen uchi
Entrar al inicio del ataque
Absorber desplazando el cuepo
Absorber desplazando la cadera

Conclusión:

En todos los cursos de Aikido hay unas técnicas o ideas para su posterior trabajo, sin ninguna duda en este curso para mi fue SIN RELAJACIÓN NO HAY AIKIDO

Categorías Aikido

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.